10 agosto, 2016

Ni una menos Perú: ¿Por qué marchar por derechos que ya tenemos?


Banner de la Marcha Nacional convocada para el 13 de agosto por el grupo Ni una menos Perú

Por el simple hecho de ser seres humanos merecemos respeto.

No deberíamos tener que reclamar una educación digna, un salario acorde a nuestras capacidades, el derecho de decidir sobre nuestro destino (nuestro, recalco, no el ajeno), ni un trato digno exento de machismo. No deberíamos, por supuesto, pero en una sociedad en la que se mata a una mujer porque no se entiende que no es un objeto más que poseer, es necesario.

Ya lo dije, hay mujeres que por ser hermosas o sensuales se sienten vulnerables. Esta desgracia -sí, hay ocasiones en las que el atractivo se considera tal- las hace temer que las acosen, las prejuzguen o hasta las asesinen. Pero el resto de mujeres no nos sentimos a salvo. Y es que ¿a quién de nosotras no le han gritado o susurrado groserías en la calle? ¿A quién de nosotras no la han infravalorado de alguna manera, por mínima que sea, tan solo por ser ellas y no ellos?

No es necesario que nos golpeen hasta desfigurarnos como a Leidy Guillén o que nos arrastren del cabello como a Arlette Contreras. Actitudes tan comunes como que nos manden a lavar los platos porque somos mujercitas o que se nos exija un mayor esmero en nuestro cuidado personal porque somos señoritas, hacen de esta una sociedad sexista que alimenta solapadamente eso mismo contra lo que dice luchar: la violencia de género. Porque esas pequeñas actitudes de condescendencia, sentido de superioridad e infravaloración son las que degeneran hasta crear patologías y disparar las cifras de feminicidios.

Siempre me he sentido orgullosa de ser mujer, así que la idea de que esto hace posible que me sometan me resulta repugnante. Y ni que decir del hecho de que si no hago algo ahora, esta situación la vivirán también mis primitas, mis sobrinas, mis nietas.

Nuestro derecho a un trato digno, al respeto, a la no violencia, a la igualdad, no van en función de que tengamos pene o vagina. Recordárselo a quienes nunca se enteraron, y a quienes parecen haberlo olvidado, es una buena razón para marchar y decir basta, #NiUnaMenosPerú, porque si tocan a una, tocan a todas.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por pasarte por aquí. Ten un buen día.